Enero 2015 Noticias

La Brigada de la Legión experimenta el combate subterráneo

Reconocimiento a la entrada de cavidad en subsuelo.

Reconocimiento a la entrada de cavidad en subsuelo. / BRILEG/SILES
  • La misión ‘Picas’ incluye este tipo de enfrentamientos, que será cada vez más frecuente por parte del enemigo

Obstaculizar la acción de la Infantería resulta sumamente difícil por no decir que imposible y en este sentido valga destacar un nuevo adiestramiento en el que la Brigada de la Legión está siendo pionera: el subsuelo.

Alrededor de ochenta legionarios se instruyen en nueva especialidad después que la Brileg ha recibido la misión de «constituir Unidades experimentales para el desarrollo de procedimientos de combate en ambiente subterráneo», que pretende definir las líneas maestras de la preparación en este tipo de entornos (minas, cuevas, túneles, alcantarillas y similares), novedad de la que ha informado la Brigada de la Legión.

El ensayo ha recaído en una Unidad de Infantería por excelencia, de gran veteranía y brillante historial como es el Tercio ‘D. Juan de Austria’ 3º de la Legión y en particular en dos de sus secciones. Una de la VII Bandera ‘Valenzuela’ y otra de la VIII Bandera ‘Colón’.

Tercera dimensión

La Brigada de la Legión (Brileg), desde hace años, viene dedicando un importante esfuerzo a la preparación del combate en zonas urbanizadas. Esfuerzo centrado principalmente en dos dimensiones. De una parte el combate en superficie (reconocimiento, ocupación y defensa de edificaciones y en población) y de otra, residualmente en las alturas (control de azoteas, técnica de entrada ‘desde arriba’, observación y localización de objetivos, francotiradores por caso.

«La tercera dimensión, el subsuelo, se encuentra todavía en un incipiente estado de desarrollo», por lo que se considera que este puede ser el momento oportuno a fin de emprender acciones tendentes a impulsar la preparación en este tipo de espacios subterráneos como sótanos, cavidades orográficas, túneles, alcantarillas y demás, de manera que quede completado las tres dimensiones del entorno urbano.

Otra razón adicional que parece apoyar la conveniencia de dedicar cierta atención a esta modalidad de combate, espacios cerrados y subsuelo, radica en las lecciones aprendidas en lucha COIN que «nos han mostrado» cómo los grupos insurgentes suelen utilizar espacios subterráneos, lo mismo en ciudades que en campo abierto, como lugares de vida, puestos de mando, zulos de armamento o simplemente refugio. «En el entorno operativo actual y futuro, será cada vez más frecuente el uso por parte del enemigo asimétrico de espacios subterráneos, naturales o artificiales, con redes de túneles y galerías, con la finalidad de evitar la superioridad tecnológica propia para la vigilancia y observación, y evitar el enfrentamiento directo», concluye la Brileg.

Con la salida del Grupo de Operaciones Especiales se inicia la nueva misión en IRAK.

La Legión despide a los 200 participantes en la operación Apoyo Irak

  • Adiestrarán al ejército iraquí para contribuir en su lucha para frenar el avance del yihadismo

Una representación de las unidades de la Brigada de la Legión en Almería han celebrado hoy una parada militar para despedir a 200 legionarios del contingente participante en la operación Apoyo Irak, en la que adiestrarán al ejército iraquí para contribuir en su lucha para frenar el avance del yihadismo.

El acto oficial, que ha sido presidido por el general jefe Juan Jesús Martín Cabrero en la base militar Álvarez de Sotomayor de Viator (Almería), ha contado con la presencia de los familiares de los soldados y una representación de las unidades de la Brigada de la Legión de guarnición en Almería para despedir a sus compañeros, que partirán en febrero, según ha informado un portavoz de la Legión.

Los doscientos legionarios, pertenecientes a los Tercios “Alejandro Farnesio” y “Don Juan de Austria”; Grupo de Artillería de Campaña, Grupo Logístico, Bandera de Cuartel General y Bandera de Zapadores, participarán en la misión internacional al mando del coronel Julio Salom Herrera, actual jefe del cuarto Tercio.

La Legión despide a los 200 participantes en la operación Apoyo Irak

La duración inicial de la misión será en principio de seis meses, aunque el Gobierno podrá prorrogarla a solicitud de la coalición.

El personal del contingente designado para participar en la operación Apoyo Irak ha realizado un programa de adiestramiento “específico que le ha permitido alcanzar un grado óptimo de preparación demostrado en los ejercicios de integración y evaluación realizados recientemente”, según indica la Legión en una nota.

La coalición internacional para combatir el DAESH (Estado Islámico) tiene su origen en una solicitud de ayuda por parte del gobierno de Irak y está amparada por el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas.

Ante esa solicitud, una coalición de naciones liderada por Estados Unidos e impulsada a partir de la cumbre de la OTAN en Gales, desarrolló un plan de acción para “instruir a las fuerzas armadas iraquíes, impedir el flujo de combatientes yihadistas y evitar una crisis humanitaria”.

El pasado 22 de octubre el Congreso de los Diputados autorizó la participación de las Fuerzas Armadas españolas en la operación, con la misión de colaborar y adiestrar al personal militar iraquí.

El contingente completa su preparación para Irak y el viernes se despide en Viator

Los legionarios reciben instrucción en prácticas de tiro y autoprotección y reconocimiento y desactivación de explosivos en el campo de maniobras de Viator y los próximos días se dedicará a una profunda formación teórica.

Los efectivos han realizado la fase de concentración BPC I Besmayah en el campo de maniobras Álvarez de Sotomayor.

La Brigada de Infantería Ligera Rey Alfonso XIII de La Legión despedirá este viernes en un acto oficial a los casi 200 caballeros legionarios que se integrarán en el contingente español para el desarrollo de la misión Apoyo a Irak a lo largo de seis meses. Una avanzadilla se desplazará al país del Golfo en próximos días, de hecho se había previsto que fuera antes de la Navidad, si bien el grueso de los efectivos concentrados en la base militar Álvarez de Sotomayor de Viator desde principios de año no harán el despliegue hasta febrero. En las últimas semanas han estado desarrollando una intensa fase de concentración y preparación en el campo de tiro y maniobras almeriense los legionarios de las VII, VIII y X Banderas de la Brileg junto a los grupos de Artillería y Logístico y los especialistas en la detección y desactivación de explosivos de la Unidad de Zapadores. Un centenar de efectivos proceden del Tercio Alejandro Farnesio 4º, con sede en el acuartelamiento General Gabeiras de Ronda, se instalaron en la base en la primera semana de enero para ser partícipes también del adiestramiento e instrucción previos al despliegue en Irak.

A las instalaciones almerienses se desplazaron en un convoy formado por tres autocares y una veintena de todoterrenos VAMTAC desde Málaga. Es más, el coronel jefe de tercio rondeño, Julio Salom, ha sido designado como máximo responsable del contingente español, en el que se integrará una unidad de boinas verdes especialistas en guerrillas y operaciones especiales y otros 70 hombres y mujeres del Mando de Ingenieros de Salamanca, en su inminente operativa en el Golfo, orientada al adiestramiento del ejército iraquí en su permanente lucha el autodenominado Estado Islámico y un auge de la barbarie yihadista que está imponiendo el terror en parte de Irak y la vecina Siria. Los legionarios volverán a pisar el árido suelo iraquí una década después de su repliegue forzado por el compromiso electoral del entonces presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, de abandonar ese país en el que desarrollaban desde 2003 una de sus misiones más comprometidas integrados en la brigada multinacional Plus Ultra. La nueva encomienda fue aprobada en octubre por el Ejecutivo de Rajoy como aportación a la gran coalición internacional Inherent Resolve (firmeza inquebrantable) y se prolongará durante los próximos seis meses con un coste de 35 millones de euros. No irán en misión de combate, sino de instrucción, pero conscientes del riesgo existente. Las tropas españolas, que compartirán instalaciones y conocimientos con las fuerzas estadounidenses, holandesas, alemanas y francesas, han llevado a cabo una fase de preparación y concentración que estos días entra en una fase más teórica previa al traslado de los instructores y personal de apoyo.Para la misión en Irak se ha venido trabajando en la base de Viator con los equipos de reconocimiento y desactivación de explosivos y realizando prácticas de tiro y autoprotección. De hecho, un sargento resultó herido de bala accidentalmente en la pierna y evacuado al hospital sin que su estado revista gravedad. Defensa ha querido contar con la Legión, una de sus unidades más experimentadas en misiones internacionales (lejos queda la primera de 1992 en Mostar), con experiencias anteriores en la instrucción de otros ejércitos como el afgano, el propio iraquí y recientemente en Mali y con un profundo conocimiento de las tácticas y medios de combate contra este tipo de insurgentes yihadistas. El Gobierno puso dos límites a su contribución a la gran coalición: no irán tropas de combate y no participarán en los bombardeos. Nada tiene que ver, por tanto, con la guerra de Irak y el anterior envío de dos contingentes españoles con más de un millar de legionarios entre agosto de 2003 y mayo de 2004.

 
 14/01/2015.  En la base de Viator (Almería)

Un legionario, herido de bala durante unas prácticas de tiro

  • Recibió un disparo en una pierna durante unas maniobras
  • El soldado participaba en una instrucción para la misión ‘Apoyo Irak’
  • Según el Ministerio de Defensa, el herido se encuentra fuera de peligro

Un miembro de la Brigada de la Legión ha resultado herido esta tarde al recibir un disparo en un pierna durante el transcurso de un ejercicio de tiro que se realizaba en el campo de maniobras de la base “Álvarez de Sotomayor” en Viator (Almería).

Según ha informado a Efe un portavoz del Servicio de Emergencias de Andalucía 112, recibieron una llamada desde la base a las 17:40 horas alertando de que el sargento J.M.M.B. habría recibido el disparo de forma accidental cuando realizaba unos ejercicios.

El Ministerio de Defensa ha señalado en un comunicado que los hechos se han producido durante el desarrollo de un ejercicio defuego real en las instalaciones del campo de maniobras y tiro de la base “Álvarez de Sotomayor”, ubicado en Viator (Almería).

Dicho ejercicio había sido programado como parte de las actividades de instrucción previas al despliegue del contingente para la misión“Apoyo Irak”.

Efectivos sanitarios han trasladado al sargento hasta el Hospital Torrecárdenas de Almería, donde ha sido ingresado y se encuentra fuera de peligro, ya que la herida no reviste gravedad.

La Legión regresa a Irak una década después para combatir a los islamistas

La misión contará con 300 militares integrados en un grupo internacional contra Estado Islámico (EI)

La Brigada de la Legión (Brileg) regresará a Irak una década después. El Ministerio de Defensa ultima la preparación del contingente español destinado a la misión internacional contra el autodenominado Estado Islámico (EI), responsable de secuestros y matanzas en Oriente Medio y presente en amplias zonas de Irak y Siria.

El ministro Pedro Morenés informó del despliegue de militares españoles a finales de 2014, aunque no precisó el origen de los soldados. La Legión es la punta de lanza de las Fuerzas Armadas en operaciones internacionales, ha abierto las rotaciones en prácticamente todos los conflictos con presencia española y asumirá nuevamente el rol, contemplado en los espíritus de su credo.

Contingente

Según anunció el Ministerio de Defensa, el contingente estará formado por unos 300 soldados. El grupo saldrá fundamentalmente de los legionarios acuartelados en Viator (Almería) y Ronda (Málaga). No se ha hecho pública la fecha exacta de partida hacia tierras iraquíes, aunque podría producirse a principios de febrero, según fuentes no oficiales. No obstante, un grupo de oficiales llegará este mismo mes a Bagdad para preparar la incorporación a las fuerzas internacionales (Estados Unidos, Alemania y Francia fundamentalmente).

La Legión realizará dos tareas esenciales, a saber, la protección de espacios estratégicos en Irak como parte de la fuerza aliada y el adiestramiento de tropas locales. El objetivo es frenar la expansión del EI y fortalecer las fuerzas iraquíes. No en vano, España también anunció su participación en la misión internacional amparada por la OTAN en la frontera entre Siria y Turquía.

La Brileg ha participado en  dos coaliciones multinacionales desplegada en Irak. El Tercio Don Juan de Austria nutrió el contingente español desplegado en la segunda mitad del año 2003, primer contacto con el país.

Posteriormente, entre abril y mayo de 2004 aterrizó en la zona un gran equipo de legionarios mandado por el general José Manuel Muñoz Muñoz y formado, entre otras unidades, por miembros del Cuartel General, Zapadores y el Tercio Alejandro Farnesio de Ronda. Pertenecían a Brigada Multinacional Plus Ultra III con unos 800 hombres.

Las misiones

La Brileg cuenta en su currículum con operaciones en Bosnia- Herzegovina, Albania, Kosovo, Macedonia, Irak, Afganistán, República Democrática del Congo, Líbano y Mali (último despliegue hasta ahora, dentro de una misión de la Unión Europea liderada por Francia y destinada también a la lucha contra los grupos islamistas asentados en este país africano).

Según afirmó el presidente Mariano Rajoy en su mensaje a las tropas en el exterior estas Navidades, “la proyección internacional de nuestros Ejércitos, según el presidente Rajoy, ha supuesto una contribución esencial para que España ocupe un asiento en el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas (ONU) a partir del 1 de enero de 2015 y para que nuestro país sea considerado un aliado fiable en la OTAN y en la Unión Europea”, según  informó el Ministerio de Defensa. “En el año 2015, las tropas españolas estarán presentes en sendas operaciones en Irak y Turquía”, añade.

La BRILEG conmemoró el 57 aniversario del combate de Edchera, unos actos presididos por el general jefe de Fuerzas Ligeras, Martín Bernardi.

 

General Martín Cabrero: «Estamos dispuestos a dar la vida por la patria si preciso fuere»

General Martín Cabrero: «Estamos dispuestos a dar la vida por la patria si preciso fuere»
El general Martín Bernardi durante la revista. / Brileg
 

La conmemoración del combate de Edchera ha tenido en esta ocasión un marcado carácter expedicionario, centrando atención en el contingente español de 300 militares que próximamente saldrán de misión a Irak, entre los que se encuentran efectivos de la Brigada de la Legión ‘Rey Alfonso XIII’.

Así se puso de relieve durante la parada militar que presidida por el general de división Miguel Martín Bernardi, jefe del Mando de las Fuerzas Ligeras, tuvo lugar al mediodía de este sábado en la Base ‘Álvarez de Sotomayor’ de Viator, sede de la Brileg.

Justo con la puntualidad de los grandes acontecimientos el general Bernardi llegaba al patio de armas de la base, recibiendo los honores y revistando la fuerza que los rendían al mando del coronel Antonio Esteban, jefe del tercio ‘D. Juan de Austria’ 3º de la Legión.

El recinto, engalanado con banderas de los colores nacionales, registró numerosa asistencia en una soleada mañana propia del enero almeriense.

Parada militar

El general Martín Bernardi estuvo acompañado en la tribuna presidencial por el jefe de la Brigada de la Legión, general Juan Jesús Martín Cabrero y cinco generales más, Gómez-Hortiguela, Prieto, Gomáriz, Arribas y Alfonso, los coroneles Soriano, Muñoz y Aneiro, el capitán de navío Romero y el coronel de la Guardia Civil Jiménez, entre otras representaciones.

Por las autoridades provinciales lo hicieron la alcaldesa de Viator, María del Mar López, el alcalde de Almería y senador, Luis Rogelio Rodríguez-Comendador, el subdelegado del Gobierno, Andrés García, la presidenta de la Audiencia Provincial, María Lourdes Molina, el magistrado Tribunal Supremo, Benito Gálvez, el fiscal, Fernando Brea y el comisario jefe de Policía, Custodio Hidalgo.

Recibió el nombramiento de ‘Legionario de Honor’ Miguel Cabrera González, título que se concede a quienes han demostrado un excepcional amor a la Legión y un templado espíritu legionario, avalado por su honor, valor, cortesía, amor a España y lealtad al Rey.

El general Martín Bernardi impuso al general Martín Cabrero la Gran Cruz de la Real y Militar Orden de San Hermenegildo. También fueron impuestas otras condecoraciones a personal militar.

Salida a Irak

«En primer lugar, quiero dar las gracias al general Martín Bernardi que, en su condición de veterano legionario y antiguo componente de esta unidad, ha querido hacer coincidir su primera visita oficial a la sede de la Brigada como jefe más inmediato de ella, con la presidencia de este acto, con el que iniciamos el año del vigésimo cumpleaños de creación de la Brigada de la Legión y su ubicación en Viator y Ronda», indicó en el inicio de su alocución el general Martín Cabrero, Jefe de la Brigada de la Legión ‘Rey Alfonso XIII’. Dio la bienvenida a los numerosos antiguos legionarios y miembros de las hermandades provinciales llegados desde distintos puntos de España. «Espero que lo disfrutéis y que os sintáis en vuestra casa, ya que todos los legionarios en activo os acogemos como hermanos en esta casa legionaria, que es la vuestra».

El general Martín Cabrero rememoró la gesta heroica de la batalla de Edchera. «Hoy recordamos estos hechos que hicieron que se concedieran las dos últimas Cruces Laureadas de San Fernando a dos de nuestros heroicos caballeros legionarios: el brigada Francisco Fadrique Castromonte y el caballero legionario Juan Maderal Oleaga. La Legión les dedica este acto también a ellos y a todos los componentes de la XIII Bandera independiente que participaron en dicha batalla y cumplieron con los espíritus del credo legionario hasta las últimas consecuencias».

Además, expresó su enhorabuena a Cabrera. «Me dirijo ahora más directamente a vosotros, damas y caballeros legionarios: quiero felicitar y dar la enhorabuena a los que habéis sido condecorados. No dudéis que ha sido por vuestro buen trabajo, pero no bajéis la guardia. Dentro de unos días vamos a despedir a un contingente de legionarios que serán desplegados en Irak como componentes de nueva misión de una coalición internacional. Os deseamos mucha suerte y que el Cristo de la Buena Muerte os acompañe y os proteja. Los que nos quedamos en la retaguardia estamos convencidos de que lo haréis sobradamente bien, porque vuestra preparación, como la del resto de la Brigada, quedó demostrada en el ejercicio de certificación como brigada de Alta Disponibilidad de hace unos meses. Vosotros habéis sido los elegidos en esta ocasión, pero mañana podemos ser cualquiera de nosotros, por lo que nuestra preparación, en este nuevo año que empieza, debe seguir siendo continua e ininterrumpida, como siempre, para alcanzar las más altas cotas de operatividad y estar en condiciones de cumplir cualquier misión que se nos encomiende», afirmó. «Fijaos en nuestros veteranos de las hermandades de antiguos caballeros legionarios. Ellos ya hicieron su trabajo antes que nosotros y, con su merecidamente ganado derecho a llevar el gorrillo y la camisa legionaria de por vida, nos acompañan siempre en nuestras formaciones y actos como parte integrante de nuestra unidad, dándonos su permanente apoyo moral. Prestadles la atención que se merecen y que os sirvan de ejemplo y guía en el amor a la Legión».

El general Martín Cabrero finalizó su intervención dirigiéndose al general Martín Bernardi en los términos siguientes: «Mi general, hoy como en Edchera en 1958 y como siempre, la Legión está preparada para ser empleada allá donde se le ordene y sus legionarios, cumpliendo con nuestro credo, estamos dispuestos a dar la vida por la patria si preciso fuere».

Honores a los caídos

«Fueron grandes y fuertes, porque fueron fieles al juramento que empeñaron. Por eso, como valientes lucharon y como héroes murieron», voz en ‘off’, en el siempre solemne y entrañable homenaje a los caídos. Bajo el canto e interpretación de ‘El novio de la muerte’ se dedicó un recuerdo a los «soldados de todos los tiempos, encuadrados en los Ejércitos de España, que un día lucharon con valor, sirvieron con lealtad y murieron con honor».

Guiones y banderines de las unidades se trasladaron a paso lento hasta el Monumento a los Caídos donde un caballero legionario y una dama legionaria, vestidos con traje de época, ofrendaron una corona de laurel al Cristo de la Buena Muerte, sagrado protector de la Legión. «Ante el monumento legionario presidido por el Cristo de la Buena Muerte y desde las filas de esta gloriosa Legión, queremos recordar a todos los que murieron con nobleza y honor. Que el Señor de la vida y la esperanza, fuente de salvación y paz eterna, les otorgue la vida que no acaba en feliz recompensa por su entrega».

Brillante desfile

Tras la oración del capellán, toque de oración, salva de fusilería por una compañía del Tercio y la recitación de dos espíritus del credo legionario, tuvo lugar un brillante desfile donde las unidades de la Legión demostraron gran marcialidad y preparación. Participaron unidades de la Brileg con enseña nacional del tercio ‘D. Juan de Austria’ 3º (Cuartel General, Tercio 3º, Bandera del Cuartel General, Grupo de Artillería, Grupo Logístico y Bandera de Zapadores), la plana mayor de Mando, escuadra de Gastadores y 2 compañías de la X Bandera del 4º Tercio ‘Alejandro Farnesio’, la plana mayor de Mando, escuadra de Gastadores y 2 compañías del Grupo de Caballería ‘Reyes Católicos’, una sección del Grupo de Operaciones Especiales XIX ‘Maderal Oleaga’ y guiones de los tercios 1º, 2º y 4º, de las banderas I, IV, X y XIII, del Goe XIX y del grupo de Caballería. Además marcó el paso una representación de antiguos legionarios.

Comments are closed.